Hasta diciembre de 1998 se había informado de 109,311 casos de con en Estados Unidos. De ellas, 2,220 habían incurrido en actos sexuales con mujeres; no obstante, la vasta mayoría había tenido otros comportamientos de riesgo (uso de drogas inyectables, relaciones sexuales con hombres de alto riesgo, o haber recibido sangre o productos sanguíneos).

De éstas, 347 mujeres habían tenido relaciones sexuales solamente con mujeres, de las cuales, el 98% también tuvo otras posibles fuentes de transmisión (la mayoría, uso de drogas inyectables). En un estudio realizado en el área metropolitana de Nueva York a 52 mujeres jóvenes / , se encontró que:

  • 25% había tenido parejas masculinas durante los seis meses anteriores;
  • 22% había tenido sexo vaginal no protegido;
  • 7% había tenido sexo anal no protegido;
  • 35% había tenido sexo con mujeres que habían tenido sexo con hombres durante los seis meses anteriores.

En conclusión, debido a las conductas de riesgo documentadas, las jóvenes lesbianas y bisexuales corren un riesgo significante de problemas de salud, y de abuso de drogas.

En otro estudio sobre pautas conductuales de riesgo realizado entre 1,088 lesbianas y mujeres bisexuales se encontró que:

  • 16% tenía relaciones sexuales con hombres bisexuales;
  • 2.5% consumía drogas inyectables;
  • 4% tenía relaciones sexuales con usuarios de drogas inyectables;
  • 8% tenía relaciones sexuales con usuarias de drogas inyectables;
  • 21% estaba involucrada en relaciones potencialmente riesgosas;
  • 75% ignoraba todo sobre técnicas de sexo seguro;
  • 9% tenía alguna idea sobre técnicas de sexo seguro.

Los factores económicos, sociales y ambientales pueden constituir una barrera para la . Las mujeres que tienen sexo con mujeres con bajo nivel económico, que usan drogas, sin un hogar estable, o sometidas a la violencia, pueden estar recurriendo al sexo comercial como forma de supervivencia. Asimismo, las expectativas en torno a la heterosexualidad y la homofobia pueden estar contribuyendo al incremento en las conductas de riesgo entre algunas mujeres con prácticas homosexuales. Un estudio con jóvenes lesbianas de San Francisco, California, encontró que usaban alcohol y drogas, tenían relaciones sexuales sin protección con hombres como una forma de responder a las presiones sociales.

Fuente: ManoDiversa

Palabras clave: , , , , ,